noticias

Verduras que en realidad son frutas

¡Come frutas y verduras! Es lo que todos nuestros padres nos dijeron para estar sano; pero lo que no nos dijeron (o lo hicieron incorrectamente) es cómo diferenciar entre ellos. Probablemente pienses como todos solíamos hacerlo: las frutas son dulces y las verduras no, pero esta creencia es errónea, pues para diferenciarlas solamente debes observar su anatomía. Aquí te contamos un poco más sobre las verduras que en realidad son frutas.

¿Qué tienen en común los jitomates, las calabazas, las naranjas y las manzanas? Pareciera que nada, sin embargo la relación la tienen en los pequeños elementos de su interior: las semillas. Una vez con esto en mente, te será sencillo comprender que los pepinos, aguacates, chiles, pimientos e incluso berenjenas, son en realidad frutas.

Probablemente en este punto, podrías pensar que las fresas, los higos, frambuesas, zarzamoras y las piñas también son frutas; sin embargo éstos son una rareza dulce y deliciosa. En realidad son el resultado de varios frutos que desarrollan un cuerpo carnoso a su alrededor. Lo que se denomina como inflorescencia.

La bondad de la naturaleza en inmensa; pues podemos comer por completo a las plantas. Somos precisamente nosotros, los humanos, quienes nos hemos encargado de clasificarlas en semillas, como el frijol y el haba; tubérculos, como la papa y el camote; raíces, como la zanahoria y el rábano; tallos como espárragos y el poro; el bulbo como el hinojo, la cebolla y el ajo; y las hojas y flores, como las espinaca, la col, el brócoli y la alcachofa.

Después de todo, nuestros padres siempre tuvieron razón en algo: comer frutas y verduras nos mantiene sanos. ¿Listo para tu ensalada con vegetales a la parrilla?

Fuente: Food & Travel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡AdBlock Detectado!

Este sitio vive gracias a la publicidad, por favor deshabilitá el AdBlocker