noticias

Cinco hospitalizados por inhalación de humo en un vuelo desviado que viajaba a Cancún

Cuatro tripulantes y un pasajero de un vuelo de Thomas Cook que iba a Cancún desde Frankfurt necesitaron ser hospitalizados por inhalación de humo este miércoles después de que el Airbus A330-200 de la aerolínea británica, con matrícula G-TCCF, realizó un aterrizaje de emergencia en el Aeropuerto de Shannon por humo en la cabina.

El avión, que operaba el vuelo DE2116 a través de wet-lease para la alemana Condor, tenía a bordo a 337 pasajeros y tripulantes, y a las casi cuatro horas después del despegue de la ciudad alemana, sobrevolando el espacio aéreo internacional en el Atlántico Norte, la tripulación declaró emergencia y solicitó regresar a Shannon, a 880 millas náuticas de su posición.

En tierra, según transporter, los equipos de emergencia de la terminal fueron desplegados para acompañar el avión durante el aterrizaje, luego de que durante el descenso, la tripulación reportó al control de tráfico aéreo que el humo se había disipado, para aterrizar entonces sin mayores incidentes (Thomas Cook gana tiempo gracias al ‘rescate’ de 17 bancos).

Cuatro tripulantes y un pasajero necesitaron atención médica y fueron trasladados a un hospital debido a la inhalación de humo. Los demás pasajeros fueron desembarcados y acomodados en hoteles mientras la aeronave permaneció en tierra para ser inspeccionada y reparada antes de continuar el vuelo en cuestión.

En la mañana del jueves, los pasajeros fueron nuevamente embarcados en el avión, que despegó de Shannon a Mánchester para cambiar de tripulación para finalmente seguir su viaje a Cancún, donde aterrizó en la madrugada de este viernes 8 de febrero. Según Thomas Cook, el incidente fue provocado por el derrame de líquido en el panel de la cabina de pilotos.

Fuente: El Preferente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡AdBlock Detectado!

Este sitio vive gracias a la publicidad, por favor deshabilitá el AdBlocker